fbpx
Teléfono gratuito: 900 52 52 46   Contacto: info@babybrain.es   
Cómo funcionan los BITS DE INTELIGENCIA

Cómo funcionan los BITS DE INTELIGENCIA

Hace ya algunos años que el sistema educativo en la etapa de infantil ha dado un giro hacia un nuevo método de enseñanza.

Un método que busca más la inclusión del niño en el entorno educativo por medio de herramientas polivalentes que permiten, un mejor aprovechamiento de los recursos que tenemos a nuestro alrededor y de la inteligencia de nuestros pequeños.

Este método también llamado Glenn Doman, es utilizado ya en muchas guarderías y colegios, convirtiéndose ya en algo natural con lo que aprenden nuestros niños y niñas.

Nos referimos a los bits de inteligencia y a cómo funcionan. Se suele emplear en edades tan tempranas, ya que no consiste en un método tradicional de enseñanza, los cuales se caracterizan por una enseñanza lineal, basada en la emisión de información por parte del o de la docente, de manera que, los contenidos o aprendizajes se producen única y exclusivamente de forma unidireccional, donde, no hay reciprocidad ni retroalimentación entre lo que el/la docente está enseñando y lo que el alumno o discente está aprendiendo, sino que lo que hace, es estimular la vista y el oído, y en los niños con edades comprendidas entre 0 y 7 años se aprende mucho más rápido y se crea una estructura cerebral mucho más sólida.

De ahí, que se denominen metodologías activas de aprendizaje, porque la interacción se produce de manera continua entre todos los agentes implicados en el proceso de enseñanza-aprendizaje y la asimilación de contenidos se produce de una manera mucho más natural y divertida. Es decir, que aprenden jugando.

Pero, ¿En qué consisten los bits de inteligencia?

Los bits de inteligencia son una serie de tarjetas grandes, cuadradas o rectangulares, con una foto o dibujo. La forma de usarlo consiste en la exposición durante un segundo más o menos de la tarjeta, con una repetición de 3 veces al día.

Al mismo tiempo que estamos mostrando una imagen, la relacionamos con una palabra, y es por eso por lo que este método estimula tanto la percepción visual como el oído.

Este proceso se realiza durante 5 días seguidos, por lo que finalmente el niño o niña visualiza esa imagen 15 veces más o menos.

Los niños/as aprenden de este modo, sin darse apenas cuenta, nuevos términos y significados, clasificados y estructurados, que servirán para desarrollar y ampliar el lenguaje, el vocabulario y la memoria.
Es un método potencial que les favorecerá de forma significativa en etapas educativas posteriores.

Para que el método funcione correctamente, se debería hacer en un ambiente tranquilo para que el niño esté concentrado. A su vez, es muy importante la forma de exponer las tarjetas.

Es decir, no solo influye el contexto donde nos ponemos con los niños a visualizar los bits, sino que también influyen otros aspectos como la manera de exponer todo aquello que queremos que el niño aprenda. No se debe realizar de manera aleatoria sin seguir ningún tipo de orden.

Todo lo contrario, la ordenación de los bits de inteligencia responde a una serie de criterios lógicos basados en el desarrollo curricular y en el aprendizaje y maduración de nuestros pequeños.

De ahí que, por lógica, se mostrarán antes bits relacionados con el entorno cercano al cual el niño este más expuesto que aquel que no tiene ni siquiera constancia de su existencia (por ejemplo, se enseña antes las partes del cuerpo que los animales).

De la misma manera, y siguiendo los mismos criterios lógicos de desarrollo, aquello que se puede materializar, se enseña antes que aquello que está más relacionado con aspectos de la personalidad (por ejemplo, se enseña primero los edificios de una ciudad como el colegio, el hospital, el parque de bomberos, etc. que los sentimientos tales como la tristeza, la alegría, la sorpresa, etc).

¿Cómo utilizarlo en casa?

Hoy en día hay multitud de opciones en Internet, de buscar este tipo de imágenes, y simplemente con imprimirlo y recortarlo podremos mostrárselo al niño. Pero claro, todo ello depende de nuestra capacidad para mostrar los bits de inteligencia en el momento preciso y adecuado, atendiendo al nivel de maduración de nuestros pequeños.

El método PolyglotWorld Home está orientado en el aprovechamiento de los períodos sensibles neurofuncionales de la infancia, y utiliza las PolyglotCards.

Estos periodos sensibles hacen que ciertos grupos de neuronas estén más activas que otras. Esto hace que se forme la correcta red neuronal. Es por eso por lo que el niño elige inconscientemente del ambiente lo necesario para su crecimiento y desarrollo.

El niño muestra un intenso periodo de actividad intelectual que no causa fatiga y le produce una enorme alegría interior, calma y renovación para seguir trabajando incansablemente.

De ahí, que resulte fundamental el papel del adulto durante la aparición de estos periodos funcionales en el niño, pues gran parte de la respuesta que demos a esa aparición de los periodos funcionales, la van a tener nuestros pequeños con aquello que podamos hacer con ellos durante estos periodos concretos.

La forma de cómo funcionan los bits de inteligencia es realmente importante para la estimulación del lenguaje por medio del método asociativo de palabra-imagen, mejorando a su vez otras funciones cognitivas como la memoria a corto y largo plazo, y una mayor concentración.

Trabajando con los niños/as a muy temprana edad con el método de los Bits de Inteligencia es una forma divertida de acercar a los niños/as a su entorno más próximo, facilitándoles el conocimiento de este.

Lo natural es que hablen idiomas