Los idiomas más hablados en 2021

Los idiomas más hablados en 2021

El ranking idiomático siempre despierta mucho interés y no está desprovisto de polémicas y discrepancias, en este post hablaremos sobre los idiomas más hablados en 2021.

Determinar si el chino mandarín es el idioma con más hablantes nativos, o el inglés es el más demandado a nivel profesional, y el español es el más extendido como idioma materno, es invertir tiempo en infravalorar la riqueza cultural e histórica que nos ofrecen las lenguas en su propia esencia, así como menospreciar los beneficios cognitivos adquiridos con el aprendizaje de un nuevo idioma.

Según la revista Ethnologue, el inglés es idioma oficial en 59 países y el francés en 29. Pero este protagonismo no puede menoscabar la importancia de que en Papua Nueva Guinea la lengua de signos es uno de sus 4 idiomas oficiales, y que tiene más de 800 lenguas no oficiales.

Saber que en el mundo hay más de 7mil lenguas reconocidas, es tener conciencia de la diversidad y riqueza cultural.

En España, por ejemplo, así como en muchos otros países, conviven 4 idiomas oficiales que crecen conjuntamente dotando a sus hablantes de valores y recursos neurolingüísticos únicos.  Junto al español, están el catalán proveniente de la lengua románica, el gallego de origen romance, y el euskera sin conexión lingüística.

Y además hay 8 dialectos que suman riqueza histórica y cultural a la sociedad.

La importancia de hablar ingles en niños

¿Por qué es importante que el Inglés sea el segundo idioma de tu hijo?

Más allá de las cifras de hablantes o demanda profesional, es evidente que el inglés debe ser uno de los idiomas prioritarios cuando decides iniciar a tu hijo en la adquisición de un segundo idioma.

Hablar inglés es tener una llave que abre fronteras y derriba muros para el aprendizaje, la experimentación, y el acercamiento a una infinidad de culturas. Los beneficios sociales y profesionales son incalculables.

El placer de que el inglés sea el segundo idioma, se vive en detalles tan sencillos como de ver Batman en VO y disfrutar de la voz grave y aterciopelada de Jack Nicholson diciendo: “¿has bailado alguna vez con el diablo a la luz de la luna?”… o entender todas las reivindicaciones y luchas a las que dio voz Bruce Springsteen.

Y por supuesto, puede representar ventajas de capacitación importantes para estudiar, trabajar, o dar la vuelta al mundo.

Si ya has decidido que tu hijo empiece a tener en este momento un contacto más estrecho con el inglés, en el blog de Baby Brain encontrarás recomendaciones sobre cuentos infantiles, sugerencia de divertidas actividades para hacer el fin de semana o en vacaciones, o descubrir cuál es la mejor época del año para que los niños y niñas aprendan inglés.

la importancia de aprender chino mandarin en niños

Entonces… ¿Por qué tu hijo debiera aprender chino mandarín?

En sí mismo, el chino mandarín trae consigo una cultura milenaria difícil de entender y apreciar si no es en su propio lengua.  Tradiciones, historia, creencias, y gastronomía con una identidad muy ajena a nuestra propia cultura, y por tanto muy enriquecedora para quien la adquiere.

Además, el chino mandarín ofrece a nivel neurolingüístico un valor incalculable y es que, su estructura gramatical ofrece esquemas de pensamiento más matemáticos, así como sus 4 tonalidades estimula ambos hemisferios cerebrales.

La adquisición del chino mandarín en edades tempranas representa por tanto, unas conexiones neuronales únicas que aportarán a tu hijo herramientas para resolver problemas desde otros ángulos, y con mayor facilidad.

Puede parecer un idioma difícil de aprender, pero lo cierto es que sencillamente con la estimulación auditiva, el oído y el cerebro del niño aun en formación se estarán entrenando para detectar sonidos únicos del chino mandarín que de otra forma resultarían imposibles de escuchar y reproducir en la edad adulta.

Francés, mucho más que el idioma del amor

A diferencia del chino mandarín, que es un idioma gran tradición y exclusividad territorial, la riqueza del francés tiene origen en todo lo contrario: está presente en los cinco continentes dando vida a culturas tan diferentes como la africana, canadiense, rumana, y la propia francesa.

Quizás sea por este motivo que, más que el idioma del amor, el francés sea el puente diplomático en organizaciones internacionales e instituciones europeas, y que de manera muy significativa, se ha convertido también en la lengua de acogida en emergencias sanitarias y crisis de refugiados.

Por tanto, si tu hijo hablara francés como segunda lengua, se estaría acercando a un sin fin de culturas dispares, y haría suya una lengua humanística que da voz también al arte, la gastronomía, y sí, por qué no decirlo, también al amor.

Si quieres más razones para iniciar a tu hijo en el aprendizaje temprano del francés, aquí tienes un buen argumentario: Cómo aprender francés de 0 a 7 años

Aprender alemán para niños, más que un idioma, una filosofía de vida

Una vez que inicias a tu hijo en el fantástico mundo del aprendizaje idiomático, te enfrentas a un gran dilema: ¿en qué idiomas invertir más tiempo y esfuerzos?  Realmente no resulta una decisión sencilla.

El alemán, como todos los idiomas, tiene puntos de interés que ninguna otra lengua puede aportar. Para empezar, es el idioma más hablado de la Unión Europea ya que es oficial en Alemania, Australia y Liechtenstein, y co-oficial en Suiza y Luxemburgo.

Pero lo que le hace realmente atractivo y es lo que más nos gusta a los pedagogos de Baby Brain, es que el propio idioma tiene intrínseca la estructura de pensamiento germánica (y a qué padres no les gustaría que sus hijos tuvieran un poco de eso, ¿no?).

Y es que sus palabras compuestas y sorprendentemente largas, responden a esta característica germánica de ser especialmente estructurados, ordenados, y lógicos, que por otra parte, facilita el aprendizaje del idioma. Es casi un proceso matemático donde la suma de dos o más palabras, forman otra palabra con significado propio, por ejemplo nevera (frío + armario), o babosa (caracol + desnudo).

Además, más allá de la pronunciación, el alemán tiene muchas palabras que coinciden con el inglés. Así que si ya habéis empezado con el aprendizaje del inglés, por qué desperdiciar esta ventaja para seguir sumando idiomas.

Y si aun así, mantienes la idea de que aprender alemán no es prioritario para tu hijo, conoce más sobre las peculiaridades de este idioma que te harán cambiar de opinión.

Aprender español no requiere ningún esfuerzo… ¿o sí?

Si en casa habláis español como idioma materno, podéis pensar que no hace falta que hagáis ningún esfuerzo para que vuestro hijo aprenda a hablar. Y estáis en lo correcto, ya que la simple exposición al idioma conseguirá que lo adquiera.

Sin embargo, adquirir un idioma –aunque sea el materno- entre los 0 y 7 años de edad es mucho más que aprender a hablar.

La estimulación temprana está asociada no solo al aprendizaje en sí, si no también a la formación de conexiones neuronales que darán paso a la estructura de pensamiento, razonamiento, curiosidad, flexibilidad mental y disposición a nuevos aprendizajes.

Pero estimular el aprendizaje de español en tu hijo, también tiene beneficios sociales. Hábitos tan sencillos como leerle habitualmente, estar siempre dispuesto a escucharle, motivarlo a hablar, incentivarlo a explorar y moverse, y acompañarlo en su curiosidad por descubrir, harán que tu hijo sea un niño con una autoestima sana, con habilidades sociales, y resolutivo ante conflictos con sus semejantes.

Si quieres profundizar más sobre los beneficios de la estimulación temprana del lenguaje en otras áreas del desarrollo, y cómo puedes hacerlo, no dejes de leer: Cómo aprender Español para niños y niñas de 0 a 7 años

Lo natural es que hablen idiomas
Más información
1
Bienvenid@ a Baby Brain, ¿En qué puedo ayudarte?